Entidades Aseguradoras

Casi la mitad de los ciclistas fallecidos en zona urbana eran usuarios con más de 65 años de edad

Foto de grupo RACE - Liberty Senior

Los mayores de 65 años suponen el 18 % de la población española, y las previsiones de crecimiento para las próximas dos décadas señalan que este porcentaje aumentará hasta llegar al 30% del total. Los senior están incorporando nuevos hábitos de movilidad, ya sea como conductor, como peatón, y cada vez más como usuario de bicicleta. Los análisis demuestran cómo el ratio de fallecidos tanto en población como en el censo de conductores es mucho mayor que la media. Por esta razón, el RACE y Liberty han puesto en marcha una campaña de formación en movilidad 3600 que pretende mejorar su formación y su seguridad.

Durante al año 2014, según datos de la DGT, 477 personas mayores de 65 años fallecieron como consecuencia de un accidente de tráfico. Si tenemos en cuenta que actualmente este grupo de edad supone el 18% de la población, y la previsión es que aumente al 30% en las próximas dos décadas, el número de víctimas mortales podría alcanzar la cifra de 800 personas mayores de 65 años. Por eso, es importante conocer el perfil del senior, sus hábitos de movilidad y proponer soluciones para reducir el riesgo. 
El análisis de este colectivo, en la actualidad, muestra como los mayores de 65 años suponen casi un tercio de los fallecidos en accidente de tráfico, siendo el ámbito urbano el lugar más peligroso, con casi el 40% de los muertos por siniestros viales. Si tenemos en cuenta a la población senior, el ratio de víctimas por accidente de tráfico por millón de habitantes alcanza la cifra de 56,6, frente al 37,6 obtenida para la población entre 30 y 64 años, 1,5 veces superior. Y si estudiamos las cifras de conductores fallecidos en turismo por millón de habitantes en España, el ratio de mortalidad senior llega a la cifra de 44,5, frente al 15,5 de la población mayor de 30 años, lo que supone tres veces más.

Tanto en las estadísticas generales de accidentes como en los estudios de siniestralidad de conductores, los mayores de 65 años superan la media del resto de grupos de edad, lo que hace que sean especialmente vulnerables. ¿Qué podemos hacer? Mejorar su formación y su conocimiento de los riesgos por tipo de movilidad. Este es el punto de partida de la campaña que Liberty y RACE vienen impulsando por toda España desde 2013, y que ahora se amplía con nuevas modalidades de transporte.

La zona urbana, un espacio de riesgo para los mayores de 65 años
Las víctimas mortales por atropellos en el ámbito urbano se han reducido en un 22% en 2014 respecto al año anterior, como también se ha producido un descenso del 5% de los fallecidos senior por accidente de tráfico (en general) en este entorno. Pero preocupa la aparición de un nuevo tipo de siniestro, que está demostrando su especial lesividad entre los mayores de 65 años: el uso de la bicicleta.

Un análisis de la mortalidad de los usuarios de bicicleta, por tipo de vía y por grupos de edad, revela que casi la mitad de los ciclistas urbanos fallecidos en el año 2014 fueron personas mayores de 65 años, frente al 28,6% de ciclistas entre los 30 y los 64 años.

El perfil del senior está cambiando, sus hábitos de movilidad están variando, y por lo tanto, la formación en este grupo debe adaptarse. Con el objetivo de conocer el perfil de la movilidad senior, DUCIT, el Observatorio Español de conductores ha analizado algunos aspectos de este grupo de edad. Como conductores, casi el 90% de ellos se definen como buenos al volante, y con una actitud notable a la hora de enfrentarse ante una situación peligrosa que pueda surgir en la carretera. Además, creen que por su experiencia y con los kilómetros recorridos, no necesitan una formación añadida que les muestre los riesgos viales. Se sienten confiados al volante, aunque la estadística nos muestre un aumento del riesgo.

Por antigüedad del parque, el 43,5% de los mayores de 65 años conducen vehículos que superan los 10 años de antigüedad, y solo un 18% de los automovilistas preguntados en este grupo de edad tiene previsto cambiarlo en un futuro próximo. Por lo tanto, con un parque móvil tan antiguo, en caso de accidente las posibilidades de perder la vida se duplican.

Curso RACE Liberty Senior 360Una campaña que se adapta a la nueva movilidad Senior
El RACE y Liberty iniciaron sus acciones en el colectivo Senior en el año 2013. Desde este momento, la formación se ha ido adaptando a los nuevos hábitos de movilidad. Ahora, ante los datos analizados según cada perfil de desplazamiento, se ha pensado que la mejor estrategia es la formación integral 3600.

Como conductores, los mayores de 65 años presentan altas cifras de siniestralidad en relación con la media del resto de grupos de edad. La nueva formación incluirá cursos de conducción en el Circuito del Jarama adaptados especialmente a este colectivo, incluyendo en su temario la seguridad activa y pasiva, los últimos adelantos tecnológicos incorporados en la industria del automóvil, los cambios físicos y cognitivos que se producen en las personas con el paso del tiempo y aquellas cuestiones que pueden ser relevantes para la mejora de la seguridad, como la ergonomía al volante para evitar la fatiga, los sistemas de ABS y control de estabilidad y su funcionamiento, así como otras actividades como la instalación de las sillas infantiles como responsables de la seguridad de sus nietos, con los cuales comparten casi un tercio del día en la mayoría de los casos, o incluso la colocación del equipaje en el turismo.

En la parte práctica de los cursos, los conductores senior conocerán de primera mano las formas correctas de utilización del volante, así como el funcionamiento real de la tecnología que aporta el coche para su seguridad, como el uso del ABS, un elemento desconocido para muchos y que modifica en gran medida las explicaciones que aprendieron en su día en la autoescuela. Un reciclaje teórico-práctico para conocer el funcionamiento y las limitaciones de la seguridad de los vehículos.

Otro aspecto que se incluirá en la formación en seguridad vial de los más mayores será la bicicleta. Como se ha visto, este modo de transporte tiene cada vez tienen más adeptos en las ciudades, por lo que resulta necesario incluir una sección dentro de la campaña itinerante “Movilidad senior, el camino de todos” que recorre distintas ciudades españolas. Se informará a los ciclistas senior sobre las condiciones de seguridad que deben llevar los usuarios de esta práctica para tener una convivencia segura con el tráfico de vehículos. La propuesta de clases supondrá también la formación sobre las necesidades de la bicicleta urbana, su mantenimiento, los elementos de seguridad necesarios y las normas de circulación que deben respetar frente a otros usuarios.

Por último, la campaña puesta en marcha por Liberty y RACE continuará su labor formativa ofreciendo consejos al colectivo senior como usuario peatón de la vía, teniendo en cuenta los riesgos con los que actualmente se enfrenta en las ciudades, como la accesibilidad, los tiempos en la regulación semafórica o el peligro de cruzar por zonas no señalizadas para el pasos de peatones, una de las causas más importantes de atropello en zona urbana.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s